TU GUÍA DE OCIO EN CUENCA, BARES, RESTAURANTES, PROMOCIONES...

- Volver -

Meson Puerta Valencia

Judías y Chuletas, un clásico para cenar en Cuenca la noche del Jueves Santo


Se acerca la noche del Jueves Santo y los Turbos de Cuenca, en muchos de los casos se reúnen para cenar sus ya clásicas Judías con oreja y chuletas de cordero. Hay que coger fuerzas, pues la noche será larga...


Un sabroso plato de judías siempre es bien recibido, y especialmente en estas fechas en las que muchos todavía respetan la tradición religiosa de abstenerse de comer carne los viernes de Cuaresma y Semana Santa. En Cuenca, ciudad de historia y tradiciones, el guiso de judías es uno de los platos estrella de esta festividad (sobre todo el día de Jueves Santo) y los bares y restaurantes se vuelcan en la preparación de esta receta para que cualquiera pueda disfrutar de este y otros platos típicos de la Semana Santa. Preparadas generalmente con oreja y acompañadas de chuletas de cordero, son muchos los que deciden tomarlas, ya sea aprovechando para salir a comer fuera, o elaborándolas de manera casera.

La Semana Santa conquense es reconocida a nivel internacional, principalmente por la madrugada de Viernes Santo, en la que tiene lugar la procesión del Camino del Calvario. Se trata de un desfile en el que se representa la subida de Cristo a este monte, mientras la muchedumbre se burlaba de él. Esta procesión, popularmente conocida como Turbas, se celebró por primera vez en 1616 y desde entonces se ha consolidado como uno de los actos religiosos más renombrados de Cuenca.

Esta madrugada del jueves al viernes suele ser larga y fría. Los turbos suelen reunirse en casas o en los restaurante de Cuenca para preparar la procesión y cenar juntos. Normalmente, las judías y las chuletas son los platos elegidos por su abundancia, que les ayuda a soportar mejor las bajas temperaturas y las horas que quedan por delante hasta la popular procesión. Por supuesto, el postre también suele ser un típico conquense, y es que muchos de los grupos se deciden a acompañar la cena con ajalú, torrijas y resolí. Finalizada la cena, los turbos suelen quedarse en una sobremesa para amenizar el tiempo hasta la hora de salida de la procesión donde tambores y clarines comienzan a escucharse tanto en los establecimientos como por las calles de la ciudad.

La propuesta que nos deja Mesón Puerta de Valencia de sus judías con oreja y chuletas de cordero, puede ser una buena opción para disfrutar de este plato de Jueves Santo en Cuenca. El establecimiento estará abierto tando durante toda la jornada del Viernes Santo e incluso el fín de semana para los que buscáis dónde comer en Cuenca durante estos días.

La Puerta de Valencia es un punto estratégico de paso de procesiones. Si vienes de fuera, quieres ver las procesiones y además buscas un lugar donde comer, puede ser tu opción a elegir aunque no podemos olvidar tampoco a Grotte, dirección al auditorio. Un establecimiento que sin duda merece la pena visitar igualmente, tanto para comer, como para disfrutar de una buena copa de sobremesa o el buen ambiente de la tarde y noche de Cuenca con su gente y clientela fiel.

Más Imágenes

bares de cuenca

Enlaces

No hay enlaces adjuntos.

Con la Colaboración de

Gracias a las cuales todo este proyecto es posible...